5G, MILISEGUNDOS Y REDES PRIVADAS

En los próximos meses asistiremos al lanzamiento de la tecnología 5G de forma masiva en nuestro entorno. Ya hemos comentado en este blog las peculiaridades de esta tecnología que nos sitúa de nuevo más allá de lo que hemos visto hasta el momento.

Mencionaba entonces las ventajas de esta tecnología, en relación con la de 4G, porque ofrece unas conexiones cien veces más rápidas y eso puede cambiar cualquier actividad económica o industrial que, además, experimentará una importante reducción en consumo energético. Tratándose de 5G, hablamos de milisegundos; es decir, hablamos de que la latencia, el tiempo de respuesta en ejecutar una orden desde que se manda la señal, llegará con el 5G a un milisegundo, prácticamente la instantaneidad. Se trata también de un mejor soporte para la conectividad multi-device. Y todo ello favorece una mayor cantidad de contenido que puede ser compartido con los usuarios y sus móviles o con el IoT.

Será de gran interés para los fabricantes de coches autónomos que, gracias a 5G, podrán comunicarse entre ellos. Este sector en concreto será uno de los grandes beneficiados de esta tecnología porque, aunque sea una redundancia, el objetivo final del coche autónomo es que sea autónomo y para conseguirlo, necesita toda la potencia de computación disponible y toda la casuística existente, y esto solo se puede conseguir accediendo a la nube que es donde se puede almacenar información sin límite. Y, de ahí, la importancia del 5G.

En logística podremos ofrecer nuevos servicios a los viajeros en los aeropuertos, aplicando, por ejemplo, tecnologías de realidad mixta: la tecnología utilizada con un dispositivo como unas gafas o un móvil, para visualizar imágenes en 3D o vídeos sobre la realidad. Al tener gran capacidad de descarga de datos se puede proveer al dispositivo de contenido en tiempo real.

También ofreceremos soluciones para el mantenimiento proporcionando manuales online a los operadores o instrucciones de trabajo o formación en PRL todos ellos conectados por móviles. Un usuario de mantenimiento podría acceder de manera inmediata a manuales o incluso a vídeos sobre cómo realizar el mantenimiento o visualizar imágenes más elaboradas en 3D. La diferencia fundamental es el tiempo de descarga que ahora se dispondrá.

Puede ser una nueva revolución también para el sector del comercio electrónico que sigue creciendo y va a poder afinar mucho más en su servicio al cliente en rapidez, seguridad y flexibilidad.

El 5G será una herramienta imprescindible para el éxito de toda la Industria 4.0, y la transformación digital. Estará presente en la Iot, la inteligencia artificial, el blockchain o el control del movimiento robótico que precisa de medición en milisegundos.

Pero, hay uno de sus beneficios que, ya en este momento, destaca para industrias y empresas de cualquier sector y, que será importante también en la logística, la posibilidad de crear Redes privadas en lugar de la red wifi. Las máquinas conectadas con wifi y que ahora lo estén por 5G podrán trabajar sin interferencias.

Las redes privadas con 5G nos ofrecen las ventajas de esa baja latencia, nos permitirán ser cada vez más flexibles y parece evidente que nos ofrecen una mayor seguridad ya que se protegen los datos en un ámbito propio. Aumentará, por tanto, la fiabilidad y la rapidez en la producción.

Y en ese entorno, las redes privadas aportarán mayor flexibilidad en los procesos de producción, monitorización continua y más rapidez en los envíos, reducción de costes en logística y eso nos lleva a plantearnos que hay un cambio en las reglas de juego en el que el servicio y la rapidez, calidad y seguridad de la logística serán cada vez más exigentes.

Las redes serán claves para la digitalización de todos los sectores y la logística será una pieza fundamental, concretamente en aspectos clave como la gestión del almacenaje, los procesos de carga y transporte en plantas industriales y la comunicación entre robots para la automatización de funciones.

¿Cómo anticiparnos a esos cambios que vienen? Conviene tener en cuenta la opinión de   expertos que prevén que el 5G interno permitirá a las empresas definir sus propias implementaciones de seguridad; es decir, sin confiar todo a los operadores de redes móviles. Y también, preguntarse si se puede haber un modelo híbrido, de modo que una empresa disponga de una red propia y al tiempo maneje los sensores una red de área amplia.

Y habrá que afinar ya que entramos pronto en un tiempo en el que el usuario se acostumbrará a descargar una película apetecible en medio segundo de modo que mejor que vayamos pensando la exigencia a la que se va a acostumbrar el usuario que solicita un servicio o un producto detrás del cual se encuentra la logística que va adaptándose a la nueva revolución.

 

 

CEO en Siemens PPAL, España (empresa independiente dedicada a Soluciones Logísticas para Postal, Paquetería y Aeropuertos); Presidenta de EJE&CON “Asociación Española de Ejecutivas y Consejeras”. Comencé mi carrera profesional en el año 97 en el Área de Calidad de Airtel.

Next ArticleLOS HUBS NOS LLEVAN AL FUTURO