¿LOS NUEVOS CUARENTA, LOS NUEVOS TREINTA?

Si Hollywood ha descubierto los becarios cuasi jubilados en sus películas como lo fue Robert de Niro en “El becario” y también el drama de los profesionales que pierden el trabajo a una edad que no sospechaban, será que responde a alguna realidad. Pero no hace falta irse al cine ni a ningún lugar lejano para detectar esa nueva corriente de “los cincuenta son los antiguos cuarenta.”

Lo están descubriendo los propios profesionales, las compañías y en ocasiones la propia Administración y resulta que los mayores de cincuenta ya no son ese grupo que pierde el trabajo sin remedio ni posibilidad de volver a recuperar uno. De hecho, desde inicios de 2015, la tendencia se ha invertido, según la Encuesta de Población activa, que indica que un 64% de los nuevos empleados contratados tienen más de 50 años. En el último trimestre de 2017, el desempleo de este grupo se había reducido un 10%.

El por qué se ha invertido la tendencia de prescindir de los trabajadores seniors puede tener muchas versiones, pero una de ellas es que las empresas encuentran falta de talento para los puestos que tienen que cubrir o no encuentran los perfiles adecuados lo que ha llevado a valorar la experiencia y flexibilidad acorde con las condiciones salariales nuevas. En cualquier caso, en el momento del envejecimiento demográfico tan fuerte que registra la sociedad española, esto no es un tema menor.

Es, desde luego, un nuevo reto para los Departamentos de Recursos Humanos, tanto para captar a estos profesionales como para integrar equipos diversos. ¿Qué ventajas encuentran las compañías al contar con ellos y que les diferencie de otros colectivos profesionales? Logran sumar experiencia para resolver problemas, inteligencia emocional y una mayor capacidad de adaptación, según los expertos. Por otra parte, esto no es bondad, es competitividad porque aprovechar ese talento redunda en equipos más diversos que, como he dicho en muchas ocasiones, lleva a esa competitividad.

Las empresas tienen que encontrar su lugar adecuado dentro de la organización y, por su parte, este colectivo debe mantenerse en esa clave de learnibility, abiertos a una nueva formación y a tener un carácter emprendedor sin esperar, simplemente acomodados, a la jubilación. De hecho, podrían llegar a ser nuevos “influencers”, de los que quieren captar las marcas ya que los mayores de 50 años ya representan un 38,5% de la población de los 13 países europeos y son los que controlan el 70% de la riqueza mundial y suponen el 50% del consumo.

Mientras triunfan en la red, quedan muchas cosas que arreglar si tenemos en cuenta algunas estadísticas como las de Eurostat y que dicen que en el conjunto de los 28 países de la UE la tasa de ocupación del colectivo de entre 55 y 64 años de edad se sitúa en el 53,3%; es decir trabajan 53 de cada 100 ciudadanos de esa edad. En 16 de los países socios, varios del centro del continente, los mediterráneos y tres de las cinco economías más fuertes de la región como son Francia, Italia y España, ni siquiera trabaja uno de cada dos mayores de 55.

Programas de formación dentro de la empresa, programas de mentoring para potenciar su conocimiento por parte de la empresa e incentivos para las contrataciones para este colectivo pueden ser propuestas potencialmente importantes y que  no deberían tardar.

LAS COMPRAS LLEGAN SOLAS

  

Ya nos habíamos acostumbrado a los drones sobre nuestras cabezas y, sin respiro, tenemos que empezar a acostumbrarnos a que aparezcan nuestros paquetes solos. La nueva versión de la logística nos presenta las entregas a domicilio sin conductores, una nueva versión de la logística que hoy me gustaría comentar, para no sorprendernos cuando veamos un camión sin ventanas ni conductor trayendo nuestras compras. Leer más…

LA UNIVERSIDAD DE LOS DIGITALES

 

Ahora que el curso está recién terminado y vemos en televisión el ritual de todos los años de los exámenes de selectividad, el agobio y la angustia de muchos estudiantes que se juegan la carrera que van a comenzar al curso siguiente, no está de más recordar, y también recordarles, que elegir una carrera empieza a ser un proceso cada vez más complicado. El mundo digital ha llegado para condicionar la vida de los futuros profesionales, de las nuevas generaciones que se consideran nativos digitales y que, sin embargo, no están reflejando exactamente esa situación en la elección de sus estudios. Leer más…

LA DEMOGRAFÍA A LA PALESTRA

 

 

Nuestro crecimiento es negativo. No me refiero a la empresa, ni a la economía; nuestro crecimiento es negativo en número de población lo que, como es evidente, es un serio problema. Lo leíamos hace unos días en los medios de comunicación en términos que pueden parecer alarmistas y me pregunto si, en realidad, parece un reto del que se habla mucho, de esos que, de vez en cuando, salen a relucir, pero del que se concreta poco desde las instituciones una vez que se diluyen los titulares. En las últimas semanas se roza algo más por la actualidad preocupante del sistema de pensiones. Leer más…

PEQUEÑAS Y RESPONSABLES

 

Sin perder de vista a las pymes. Algo así sería el tema que quiero compartir hoy; más bien una reflexión sobre lo que he hablado en muchas ocasiones de la necesidad de actualizar y cuidar la Responsabilidad social corporativa que debe ajustarse a los nuevos parámetros, pero en relación con las pymes.

Sería la ocasión de mencionar que no se trata de esa responsabilidad social corporativa con mayúsculas que se traduce en grandes proyectos de nuestras grandes empresas; también las pequeñas y medianas deben tenerla en cuenta y, a propósito de ello, me gustaría mencionar el trabajo Guía de Buen Gobierno para pequeñas y medianas empresas del Consejo General de Economistas y Cepyme.

Veo que se han desarrollado doce principios básicos y veintiséis recomendaciones y que se habla de la necesidad de la autoevaluación lo que me lleva a considerar que resulta necesaria la apuesta por la Excelencia que surge después de una autoevaluación. La Excelencia que nos va a llevar a ser competitivos de manera sostenible y el buen gobierno es una ventaja competitiva para sobrevivir y continuar adelante en nuestras organizaciones.

El tema cobra especial importancia en nuestro país porque, atendiendo a los datos a enero del año 2016 de que en España hay 3.232.706 empresas, de las cuales el 99,88% son pymes de menos de 50 empleados, y a que el 95% del total de las empresas son micropymes (casi el 3% más que en la Unión Europea), queda claro que todas las iniciativas para fomentar esos códigos de buen gobierno en ese sector deben ser más que bienvenidas.

A pesar de ser pequeñas, sus líderes se han reconvertido para competir en un mercado global y, en ese nuevo escenario en el que se desenvuelven, la RSC les aporta precisamente valor y competitividad; se enfrentan a una nueva competencia a la que se hace frente mejor guiándose por los principios del buen gobierno. De hecho, hay países que apuestan por no trabajar o comerciar con empresas que no presenten informes o memorias con proyectos de responsabilidad social, con códigos de buen gobierno implementados. Ese es el nuevo mercado para todos.

Aunque a menudo se plantean las dificultades de invertir en RSC por parte de las empresas pequeñas, también es cierto que es algo muy valorado por sus empleados porque un 82% de ellos valoran positivamente la ética y la RSC en sus organizaciones. Lo señala así un informe de la Universidad Pontificia de Comillas. Por su tamaño precisamente son empresas muy cercanas y muy presentes en la vida cotidiana a menudo; su responsabilidad y su acción social tienen un impacto rápido y cercano.

Por otra parte, parece lógico pensar que una estructura pequeña permite ser más ágil y flexible lo que puede suponer muchas ventajas cuando se trata, por ejemplo, de favorecer la conciliación de los empleados. Trabajar con flexibilidad no debe perjudicar los resultados, más bien al contrario, y las organizaciones con pocos empleados lo tienen más fácil en ese sentido.

Porque en las prioridades de la gestión hoy en día tendrán que referirse a la diversidad, la conciliación, la digitalización, a la transparencia, factores todos relacionados con esa excelencia y competitividad y, finalmente, con el Buen Gobierno.

LA LOGÍSTICA ES COMPETITIVIDAD

He hablado en más de una ocasión de la revolución de la logística. Ese cambio de “lo quiero ahora” o “lo quiero ya”, el nuevo hábito de los consumidores que ha traído la tecnología, lo que está detrás de toda esta revolución. Y hoy podemos considerar algunos datos que pueden quitar las prevenciones y los miedos sobre que la tecnología nos a va a quitar el trabajo. Resulta que este sector de la logística y el transporte van a ser, en 2018, el que más puestos de trabajo genere.

De modo que, entrando en el verano, podemos pensar que ya no se trata solo de que se cree trabajo en el sector de la hostelería y el turismo, sino también en la logística y el transporte que suponen casi el 8% del PIB español: Se estima que para 2018 este sector mueva nada más ni nada menos que 11.000 millones de euros y abarque 900.000 empleos. Durante el año pasado, la cifra de negocio del sector de la logística y el transporte creció un 6,5%.

Y para más optimismo, según el Observatorio del Transporte y la Logística en España, el sector lleva creciendo cuatro años seguidos y crea empleo cada año por encima del 2%.

Estos datos tan prometedores acompañan a los asistentes y organizadores de la Feria SIL Barcelona –“Logística e Industria 4.0”- que se ha celebrado la pasada semana y que ha dejado en evidencia que ya no hay empresa competitiva sin una logística adecuada y también competitiva. La que se refiere a traernos una cena a casa hasta la de las grandes fábricas.

Es cierto que el propio sector tiene su propia revolución pendiente en algunos aspectos para dejar de ser la profesión “invisible”, con puestos de trabajo de poca cualificación y para transmitir la de ser un sector que crea riqueza y aporta competitividad. Algo, esto último, que la tecnología ha permitido, aunque todavía queda camino por recorrer ya que solo el 19% de las empresas europeas de logística y transporte utilizan Big Data y queda pendiente renovar el perfil de los trabajadores del sector que se deben ajustar a la utilización de las nuevas tecnologías.

Resulta que la logística aporta tanta competitividad que se ha convertido en un sector clave; resulta que es uno de los sectores más influidos por los avances tecnológicos; también de los que más impacta en los resultados de las compañías. Según la Comisión Europea es una de las “palancas clave” para conseguir una mejora del 10% en la eficacia de movilidad y ahorrar hasta 100.000 millones de euros.

No se puede olvidar que detrás de todo ello, en gran parte, se encuentra el comercio electrónico, las compras desde el sofá, el capricho por teléfono, la revolución de las compras desde la pantalla; la facturación del comercio electrónico en España ha aumentado en el tercer trimestre de 2017 un 26,2 por 100 interanual y se ha alcanzado los 7.785 millones de euros.

En este momento, somos la ventaja competitiva. Estamos en primera línea, con los retos y los resultados que eso conlleva.

 

PANORAMA PARA JÓVENES

 

En este momento de fin de curso escolar, de recoger resultados y adecuar los planes a esos resultados, jóvenes y familias se plantean muchos proyectos que tienen que ver con la educación; y en ese escenario conviene recordar que el mundo empresarial está cada vez más relacionado e involucrado en el de la enseñanza, especialmente la enseñanza superior, el vivero de donde van a salir muchos miembros de sus plantillas. Leer más…

EN LOS MEDIOS, SOBRE LOS RETOS DE LA LOGÍSTICA

Comparto hoy mis opiniones y proyectos sobre la logística 4.0, la revolución en nuestro sector por la transformación digital, cómo situamos al cliente en el centro de nuestros proyectos, nuestros sistemas IT y cómo, para poder hacer frente, a este tsunami optamos por Metodologías Agile. Espero aportar opiniones útiles en esta entrevista en Sector Ejecutivo que añado en este documento.

entrevistasectorejecutivo

EN LOS MEDIOS PARA HABLAR DE COMPETITIVIDAD

Con motivo de la presentación del Código de EJE&CON, Código de Buenas Prácticas para la Gestión del Talento y la Mejora de la Competitividad, hemos podido contar en RRHH digital nuestra visión de cómo se mejora la competitividad cuando se apuesta por el talento sin género y la integración de las mujeres en los puestos directivos.

Os remito a este enlace para ver el video:

http://www.eds21.tv/videos/7wmpoattsl3pamhs.mp4

UN CÓDIGO PARA CONCRETAR LA IGUALDAD


Una gran satisfacción compartir hoy una aportación concreta al talento sin género y al apoyo a las mujeres para alcanzar los puestos de Alta Dirección, Comités de Dirección y Consejos de Administración; creo que un paso importante porque pasamos de expresar deseos a contar con un Código de Buenas Prácticas para la Gestión del Talento y la Mejora de la Competitividad Empresarial. Un documento elaborado por “EJE&CON” y que hemos presentado en la sede de la CEOE.
Después de hablar a menudo en este blog de la igualdad de condiciones y de la apuesta por que las mujeres ocupen los mismos puestos en Consejos de Administración, hemos visto cumplido este proyecto que desde la Asociación de Ejecutivas y Consejeras hemos basado en cuatro grandes principios con diez recomendaciones concretas asociadas a cada uno de estos principios, además de un procedimiento de evaluación de los avances obtenidos.
Creo que la adopción de este Código de Buenas Prácticas, elaborado con la implicación personal de muchas personas y organizaciones, contribuirá a la mejora de la competitividad mediante la captación de talento femenino al frente de las empresas ya que está demostrado que la presencia de la mujer aporta rentabilidad, mejora resultados.
Satisfacción también porque hemos podido aglutinar a las organizaciones que se han implicado en este texto que confío en que de muy buenos resultados. Desde el ministerio de Empleo y Seguridad Social, Marina del Corral, secretaria general, nos ha dicho que la brecha salarial se ha reducido en España 4 puntos desde 2012, pero no es suficiente.
También quiero agradecer a La Fundación máshumano, que trabaja para fortalecer e implantar la conciliación de la vida familiar, personal y laboral, su colaboración y también que hayamos contado con el apoyo de la secretaria general de CEOE, Ana Plaza, que ha apostado por la concienciación y sensibilización, no solamente al mundo empresarial, sino a toda la sociedad en su conjunto, de la necesidad de promover el talento sin género, la igualdad de oportunidades que redundan en una mayor productividad y una mayor competitividad.
Este Código recoge las principales normas de aplicación en materia de igualdad y diversidad, explica cuál es el contexto corporativo, citando los últimos informes emitidos por reconocidas organizaciones empresariales e instituciones, repasa qué factores objetivos externos e internos de las empresas afectan a la igualdad profesional, y qué modelos de liderazgo demanda la sociedad actual inmersa como está en la IV Revolución Industrial.
En resumen, recomendamos cuatro grandes principios para todas las acciones; las organizaciones deben promover la igualdad de género desde el compromiso de la alta dirección; establecer mecanismos que fomenten la transparencia en la igualdad; favorecer el desarrollo profesional, promoción y reconocimiento del talento sin género y promover una cultura que fomente una relación equilibrada entre la organización y el individuo. A partir de ahí se trabaja para gestionar el talento.
Es nuestra aportación concreta y estoy segura que dará sus frutos.